h1

¿Sirena o ballena?

septiembre 22, 2011

Una antigua compañera de trabajo (de la era Listiniana) llamada Marcelle Flores ha colocado en su facebook este texto que me pareció bastante curioso y lleno de verdades. ¿Para qué ser la nena con dilemas que atrae a los hombres para escoltarlos a la muerte, cuando puedo ser adorada por todos por mi buena vibra? No es que nos excusemos de lo que consideramos está mal, sino simplemente que entendamos que unos cuantos centímetros menos no compensan el dejar de vivir.

Hace algun tiempo a la entrada de un gimnasio se podia ver un cartel con la foto de una chica de fisico espectacular con escrito: “este verano, quieres ser sirena o ballena?”
Se cuenta que una mujer, de la que no conocemos su aspecto fisico, respondiò a esta pregunta de la siguiente manera:
Estimados señores, las ballenas estan siempre rodeadas de amigos (delfines, focas, humanos curiosos), tienen una vida sexual muy activa y crian a sus pequeños con mucho cariño.
Se divierten como locas con los delfines y comen gambas hasta empacharse. Nadan todo el dia y viajan hasta lugares fantasticos como la Patagonia, el mar de Barens o las barreras coralinas de Polinesia.
Cantan estupendamente y algunas veces hasta graban cds. Son animales impresionantes y muy queridos, a los que se defiende y admira en todo el mundo.
Las sirenas no existen.
Pero si existieran harian cola en la consulta del psicologo debido a un problema de desdoblamiento de la personalidad, ¿mujer o pescado?
No tendrian vida sexual y no podrian tener hijos.
Serian graciosas, es cierto, pero solitarias y tristes.
Y ademas, quien querria a su lado una chica que huele a pescado?
Sin lugar a dudas, yo prefiero ser una ballena.

En una epoca en la que los medios de comunicacion nos meten en la cabeza que solo las delgadas con bellas, yo prefiero comerme un helado con mis hijos, cenar con mi marido, comer y beber y divertirme con mis amigas.
Nosotras las mujeres ganamos peso porque acumulamos tanta sabiduria y conocimiento que no nos caben en la cabeza y se distribuyen por todo nuestro cuerpo.
No somos gordas, somos enormemente cultas.
Cada vez que veo mis formas en el espejo me digo: “qué inteligente soy!”

Yo prefiero ser una mezcla entre ambas, pero bajo estos perfiles y siendo radical sin duda sería una ballena feliz.

Anuncios

One comment

  1. Hola bella

    Un saludote desde Jamaica.
    Yo también sería una ballena feliz, me gusta esta parte: “Nosotras las mujeres ganamos peso porque acumulamos tanta sabiduria y conocimiento que no nos caben en la cabeza y se distribuyen por todo nuestro cuerpo.
    No somos gordas, somos enormemente cultas.”



Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: