h1

De mis deseos económicos y otros demonios

mayo 11, 2012

Mi estadía en Europa (de casi 3 años) trajo consigo muchos aprendizajes, infinidad de vivencias, experiencias nuevas y una deuda externa personal que para mi impecable récord financiero resultaba “quasi ulceresca”. Desde entonces le pido a [dios, los astros, los ángeles, los dioses, Buda, Allah…] la vida que “me dé dinero” tontina al fin, no sólo lo hago con esperanza, sino que lo hago mal.

Dicen por ahí “cuidado con lo que deseas porque se puede hacer realidad” y en el caso de mi petición monetaria la vida [o los previamente mencionados] me juegan un tanto sucio. Si bien mi deseo es más bien fundamentado bajo una conducta supersticiosa de que me ganaré algún premio fantástico (que prácticamente nunca juego/concurso), su materialización implica algo más de esfuerzo.

No me puedo quejar, lo hago quejicas al fin, pero de verdad no debería.
Mientras a nivel mundial las filas de desempleados son cada vez más largas y las injusticias laborales más evidentes yo estoy en una situación un poco… ¡inversamente proporcional! Cuanto más “dinero” pido ¡más trabajo recibo! y está la cosa al punto de no tener capacidad humana de asumirlo todo y verme en la necesidad de rechazar proyectos en los que en otro momento me hubiera encantado estar/continuar.

En fin, que espero que mi “racha” laboral se extienda entre tu mi “lectoribus” y tus seres queridos y que recuerdes cuidar lo que pides y sobre todo como lo pides, para que no te pase como a mi🙂

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: