h1

Hace 10 años: el día que cambió mi vida.

mayo 5, 2013

Papi

Hace 10 años estaba a punto de graduarme del colegio.
Apenas sabía lo que estudiaría.
No tenía la licenciatura en Diseño Gráfico.
No había obtenido mi primer trabajo. Ni el segundo, ni los siguientes.
No tenía idea de que emprendería una aventura que duró casi 3 años en la cual viviría sola en Europa.
Ni que haría allí un Máster en Publicidad.
Mucho menos un curso de especialización en Diseño de Páginas Web de Adobe.
En mis planes no estaba volver a la isla y hacer un postgrado en Educación Superior.
Ni tener una empresa, ni dos…

Hace 10 años acababa de alcanzar la mayoría de edad y era una adolescente cualquiera, con los problemas habituales: que si las universidades, los enamorados o noviecitos y el acné.

Hasta que un día recibí una llamada, un caballero llamó para informar que el Sr. Martínez había llegado a emergencias de la Clínica Gómez Patiño y que acababa de tener un infarto. No pasó ni una semana para que llegara el 5 de mayo.

5 de mayo de 2003…
Ese maldito día que cambió mi vida.

Lo recuerdo todo, esas últimas horas, y las siguientes…
Mucho ha pasado en los últimos 10 años, pero nada, NADA me ha marcado tanto como la muerte de mi padre… ¡EL hombre de mi vida! Ese día crecí o mejor dicho, ese día la vida me obligó a crecer.

Dicen que sólo el tiempo cura las heridas.
Pero hay heridas grandes que dejan un vacío tan profundo que 10 años después sigue intacto.

NO.
Hay muertes que no se superan y son aquellas con las que aprendes a vivir, más que nada porque no tienes otra opción.

Fernando Arturo Martínez Silverio, papi, papito, papaíto, pá… 10 años después sigo maldiciendo la hora en que se fue físicamente de mi vida y mantengo la convicción de que si tuviera la oportunidad, daría lo que fuera por ir 10 años (y unos cuantos minutos atrás) y cambiarlo todo.

Si, sin la menor de las dudas puedo afirmar que cambiaría ABSOLUTAMENTE TODO lo bueno que me ha pasado en estos 10 años sólo por poder tenerle a mi lado.

Anuncios

4 comentarios

  1. Hace diez años tú y yo aún no nos conocíamos. Pero tu padre había tenido la oportunidad de jalarme las orejas un par de veces en el departamento de orientación en UNAPEC las dos veces que fui, Aún recuerdo la primera vez cuando vio mi nombre y dijo “ven acá, pero yo conozco estos dos apellidos”. Hace diez años cuando yo supe de su partida física, sentí una tristeza grande y así se lo dejé saber a mami. Estas palabras no pretenden mucho, salvo decir que, desde mis cristales, también se le extraña.


  2. Maricha!! que lindo testimonio, sobre todo porque sale del corazón, “ni siquiera de tu cabeza para nuestros ojos” Es maravilloso el que puedas compartir esos sentimientos, yo que estuve cerca sé lo intenso que fue TODO.
    Quienes tuvimos la dicha de conocer a Fernando sabemos que es imposible olvidarle, el otro día lo comentaba Miguel en twitter.

    Un abrazo,
    te


  3. Pequeña, no sabía que así habías perdido a tu padre. Lo lamento mucho, con algo que llamaría “admiración ascendente” y es algo como que conociéndote a ti y a tu madre, adivino fácilmente que conocer a tu padre habría sido demasiado chévere.

    Te abrazo (sentado, para que sea abrazo y no intento). Y a tu padre, en la distancia del tiempo, también.


  4. Solo los que hemos perdido a nuestros padres entendemos lo que dices y lo que sientes. Creo que podrán pasar 100 años y nunca olvidaré ese sentimiento de ya no existir que se entró en el alma, ese vacío que me acompaña todos los días. NADA ha transformado más mi vida que la partida de mi padre. Cuantas cosas quedaron por decir y por hacer.



Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: